Declaración del Comité Central del CPI(maoísta) sobre la reciente rendición del renegado Jampanna

Hyderabad: El Partido Comunista de la India (maoísta) ha calificado a Jinugu Narsimha Reddy, alto dirigente naxalita que se entregó a la policía de Telangana, como un “renegado”, que eligió el camino de la rendición al “enemigo”.

En una declaración puesta a disposición de los medios este jueves, el partido maoísta le acusó de intentar ocultar sus debilidades escondido bajo la fachada de tener “diferencias ideológicas con la línea del partido”. También se revela que fue suspendido del Comité Central durante dos años y que se le ordenó que dirigiera un Comité Estatal, lo cual es una degradación de facto.

Reddy, conocido popularmente por su alias de guerra; Jampanna, fue miembro del Comité Central del CPI (maoísta) y pasó más de tres décadas en la clandestinidad. Hace tres días se rindió ante la policía junto a su esposa. Su rendición le ha dado supuestamente un gran golpe al movimiento maoísta, que actualmente está atravesando un “duro” período en el país, tal como admite el propio Partido en recientes documentos. El ultrasecreto partido maoísta emitió una declaración de tres páginas escrita a máquina firmada por el portavoz del CC, Abhay.

La minuciosa declaración, que describe el ascenso de Jampanna desde que era un miembro ordinario del partido hasta llegar al nivel del Comité Central en 2001, lo califica como un líder que sufría de “graves debilidades, limitaciones y tendencias no proletarias como el individualismo, la burocracia y el falso prestigio”. Fue transferido a Odisha en 2011, donde continuó trabajando hasta finales de 2016. Jampanna estuvo “profundamente inmerso en vacilaciones ideológicas y políticas y finalmente informó a sus colegas en noviembre de 2017 sobre la decisión de rendirse”. La opinión del Partido es que los aspectos negativos de Jampanna se magnificaron y finalmente se volvieron dominantes bajo “las duras condiciones actuales”.

El CC sostuvo que el “terror del enemigo” (es decir, la policía y el Departamento de Inteligencia) lo habría sobrepasado tanto que se negó a asistir a las reuniones del partido con la excusa de posibles ataques enemigos. “Había perdido el rumbo y el sentido de la proporción” y era incapaz de analizar la situación objetivamente y se había equivocado en el cumplimiento de sus responsabilidades. Ante esto, el Partido decidió, a principios de este año, suspenderlo del Comité Central. La declaración también da a conocer que Jampanna se había negado a asumir la responsabilidad del Comité Estatal que el CC le había asignado.

El Partido le acusa de alegar diferencias políticas con la línea del Partido cada vez que se planteaba la cuestión de su suspensión. No estaba de acuerdo con la idea del Partido de que la India es un país semifeudal y semicolonial y alegaba que se habría transformado en un país capitalista. Argumentaba que la línea del partido también debería cambiar de acuerdo a las condiciones y debería seguir la “línea de insurrección” a la vista de las nuevas condiciones que prevalecen en el país. Sin embargo, él debatía estos asuntos con sus camaradas y no en asambleas del Partido. Cuando le pidieron que lo hiciera, “no estaba preparado para ello y abandonó el partido (sic)”, Abhay reafirmó que “estas diferencias políticas en realidad sólo sirven para esconder su degeneración”.

Abhay afirmó que su Partido continuaría luchando por la revolución, independientemente de obstáculos temporales como la rendición de cuadros superiores.

Fuente: Telangana Today